lunes, agosto 08, 2005

Fin de semana en la nieve

El paseo partió el viernes, la cara de felicidad y ansiedad de los niños, se notaba de lejos. Armamos las parrillas y demases, ordenamos los equipos y a las cinco de la tarde, ya estábamos de camino a las Termas de Chillán. La Paulina, como es habitual, nos deleitaba con su " y cuánto falta papá" y como faltaba mucho, mejor se puso a dormir, despertando en Chillán para acompañarnos a comprar losúltimos "aperos".

La salida desde Chillán fue sin inconvenientes, con un camino recientemente pavimentado y en un estado inmejorable, las estrellas escondidas, no auguraban un buen día, pero.... había que llegar primero. Diego, pendiente de la temperatura exterior, que a cada momento bajaba más, de la noche que se nos venía encima y de las subidas que cada vez eran mas seguidas.Acercándonos a Las Trancas, empezó a nevar. La verdad es que ni yo ni los niños habíamos visto nevar, así que fue espectacular, lejos una de las cosas más lindas que he visto. Rápidamente buscamos donde quedarnos, ordenar las cosas, jugar un rato en la nieve y prepararse para el otro día. A las ocho de la mañana, ya estábamos levantados y listos para tomar desayuno, así que a las nueve emprendimos la subida.

El camino, estaba muy resbaladizo y en muchos tramos había hielo, así que la tracción se hacía mas que necesaria, así como circular a baja velocidad.

Pero no todo puede ser perfecto. En las cercanías de las Termas, el camino estaba cortado por un camión que no podía pasar. Los carabineros trataban de restablecer el tráfico, todos detenidos esperando y el infaltable... a exceso de velocidad y yo viendo con impotencia por el espejo como se venía contra el jeep... el golpe acusa y el seguro tendrá que pagar.La llegada arriba, bajó toda la rabia producto del choque. El paisaje es espectacular y la nieve se veía deliciosa (podría tener sabor, algo así como el jardín de Willie Wonka). En un rato, cada cual hacía lo que podía arriba de los skies.A Diego, lo perdí de vista rápidamente, de vez en cuando lo veía bajando por la cancha o bien arriba del andarivel. Yo con la chica, tratando de que se animara...algo hizo.

Y así pasaron las horas, realmente rapidísimo y llegaron las tres de la tarde. En una de las bajadas a lo ogutierrez, me saqué lo que se llama la cresta. Realmente pensé que me había dislocado la rodilla, me dolió mucho y aún me queda algo de dolor.

La verdad, es que a las cuatro de la tarde, ya estábamos cansadísimos. Diego ya había dejado los skies y practicaba con la tabla de snowboard y los porrazos lo tenían mas que cansado y adolorido así que nos despedimos de la cancha y emprendimos la retirada.

Llegamos a la cabaña, tomamos once y a las ocho de la noche estábamos los tres acostados. Los niños durmiendo y yo tratando... soportando el dolorcillo que tenía en la rodilla y el susto de tener algo grave.

La bajada el domingo, fue tranquila, con algo de pena por tener que volver, pero con la esperanza de volver este fin de semana...

9 comentarios:

Gris dijo...

que lindo fin de semana...yo nunca he visto caer nieve, dicen quienes se acuerdan que el 95 en valdivia nevó, la verdad que me acuerdo difusamente, porque mi mamá me despertó para que lo viera y lo miré y seguí durmiendo y cuando desperté ya estaba todo blanco...

Aynna Dannan dijo...

Ahhh qué riiicooo...ver nevar es espectacular!!!
Lo mejor fue que aquí en Tco, hace 10 años nevó en LA CIUDAD... muy lindo!! Con monos de nieve y todo ahh...Jugamos todos como cabros chicos...
Fue un topón entonces lo del auto??
Y cómo anda hoy la rodilla?
Chau. Mis saludos y cúidate.

la petite genie dijo...
Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.
la petite genie dijo...

Creo que a pesar de los “pequeños” problemas que surgieron…fue un fin de semana espectacular…creo que vivir experiencias nuevas con los enanitos es impagable…
En cuanto a tu pierna….jajajajja…me queda claro que los médicos nunca disfrutaran de tu presencia…así es que a soportar el dolor y a hacerse remedios caseros no mas……
Y el auto…..mejor ni amargarse…el fin de semana feliz…tapa eso y mas…(además que el seguro paga : ) )
Que bueno que lo pasaras bien…tienes que puro preparar las maletas para el próximo fin de semana……
Que estés bien, cuídate....tu sabes que te necesitamos vivo..... :) jajajajaja
Chau.

Selene.cl dijo...

Yo quiero ir también, a mi nunca me llevaron a la nieve... que entretenido tu fin de semana, una pena lo del papú, pero como dice mi papá, son fierros. Un abrazo y cuide esa rodilla.

Marlencita dijo...

Que entrete!!!!. ver nevar es un espectáculo..la única vez que tuve el gusto, fue en Stgo., unos años atrás.
La rodilla, que lata....a aguantar no más.....El jeep?....eso se arregla con un buen seguro.
Chaus.

Rockoso® dijo...

Que cosa más rica tu finde, compartiendo experiencias con tus hijos... me encantó, en serio.
Cuidese de la rodilla, para que puedas ir de nuevo.
Saludos desde la ciudad donde nevó hace 12 años y nunca más... Rancagua.

Anónimo dijo...

Te dije que valía la pena subir aún con mal tiempo!!! sabía que te encantaría ver nevar, es totalmente entretenido!!!
Puchas, a mí tb me tocó choque en mi primera subida este ano, mucho cuidado con el hielo, lentito y mucha tracción...
Así que tenemos camino recién pavimentado? si Dios quiere, las Termas me esperan este 18 otra veeeeeez!!!
Saludos,
Pepinot

Mauricio Fredes dijo...

Wena wena, cuanto me faltará para eso, lindo. Los niños, uy nose como imaginarme a mi ene sa situación, los ciraré dentro de parlantes y los llevaré a ver a Spinetta apenas abran los ojos. Jejeje, Suerte y buena leche.