miércoles, noviembre 30, 2005

Mas derrotas...

Otro chascarro con sabor a derrota sucedió en otro de mis paseos de fin de semana en las afueras de la república y andaba con toda la familia (aún estaba casado).
Salimos de la casa un domingo, con la idea de pasear y aprovechar el sol veraniego dejando que los niños metieran las patitas al agua en uno de los ríos cercanos a la república.
El lugar elegido, se veía bien, pero ya habían llegado algunas personas, para también aprovechar le día, por lo que decidió vadear el río y seguir por el río mismo hacia arriba (en contra de la corriente de agua).
Avancé cerca de un kilómetro, hasta encontrar un lugar entretenido y con sombra.
Pues bien, la tarde transcurrió sin problemas, por lo que emprendimos la vuelta.
Cuando uno se mete a un río en auto, con fondo de arena, no se puede detener, porque la corriente empieza a socavar el apoyo de los neumáticos y el auto rapidamente queda atrapado...
Pues bien, sucedió que en el lugar en que tenía que volver a entrar al camino, habían muchos niños jugando y ante la posibilidad de atropellar a alguno, asustarlo o tirarle agua a quienes tranquilamente allí se encontraban, disminuí la velocidad, quedando rápidamente atrapado al empezar a patinar las ruedas. La family, miraba desde arriba, sin entender nada y pensando en "este papá loco..."
Me bajé y empecé a desenrollar el huinche para amarrarlo a algún árbol, pero este no alcanzaba y tampoco tenía una correa de extensión... Mal, todo mal...
Rapidamente, empezaron a llegar algunas de las personas que allí descansaban a "ponerle el hombro" y... empujarme hasta la orilla.
En este caso, las circunstancias me habían derrotado nuevamente. Tampoco volví a meterme de puro gusto a un río...

6 comentarios:

Anónimo dijo...

Con tus historias, me estoy dando cuenta que tu jeep es una fuente de sabiduría y aprendizaje casi inagotables (se me ocurren un montón de metáforas perfectas...)

Saludos,

Pepinot-is-back

Aynna Dannan dijo...

Mmmm... uy la "madre naturaleza" te "derrotó" otra vez?? ... un cerro.. un río... y qué más?

Cada vez entiendo más porque era tan querido el jeep verde.. realmente fue un compañero de muchas batallas... derrotas... y grandes triunfos, me imagino.
Chau :)

Cristy dijo...

Como para contarle a los nietos...que lindo y bueno saber que salimos de problemas gracias a los demàs ...la solidaridas existe!! Que bueeeena!

Milena dijo...

Una vez más compruebo que la incomunicación no se produce porque no queramos decir sino porque no nos procuramos la forma y los medios para compartir. Gracias por tu visita y también me declaro sorprendida de encontrarte por estos lados

Un abrazo,

Marlencita dijo...

Arriesgado el joven...........tranquilo!!.
Saludos mile..
Chaus.

la petite genie dijo...

Jajajaja independiente de tu odisea….creo que fue el mejor paseo que pudiste darle a los enanitos……..es que debe haber sido genial para ellos estar ahí……
Que aventurero……
Siga así…ahora será mas fácil pq tu hijo te puede ayudar, ya esta mas grande : )
Que estés bien.
Chau.